La culpa es del estrés y algunas soluciones prácticas

Muchas mujeres no consiguen quedar embarazadas tan rápido como quieren, por culpa del estrés. El estrés es culpable de muchas muertes en nuestra sociedad moderna.

Las mujeres que desean tener un hijo y no lo consiguen es por culpa de trabajos estresantes, jornadas laborales largas y poco tiempo para sí mismas.

Relájate

Antes de gastar una fortuna en un tratamiento para quedar embarazada, primero relájate. ¿Puedes tomarte un año sabático? ¿Puedes trabajar menos horas? ¿Puedes trabajar 2 días a la semana desde casa?

También es muy importante simplificar la vida.  Puedes desacerté de objetos que te roban tiempo y no te satisfacen. A veces llegas a tu casa y tienes un montón de cosas por hacer… ¿no puedes de alguna manera simplificar tu casa o mudarte a una más pequeña? Las cosas materiales pueden separarnos de nuestros auténticos objetivos, como la maternidad.

Comunicación franca

Muchas veces no es fácil conseguir relajarse para cumplir la meta de quedar embarazada, pero sin duda merece la pena.  Habla con tu esposo tranquilamente y cuéntale como te sientes. Dile que quieres tener un hijo y que cuentas con su apoyo.

El te puede ayudar a estar más tranquila y no de aquí para allá todo el día.  Estar más tranquila y relajada le dirá  a tu cuerpo que te estás preparando para el embarazo, para traer nueva vida al mundo.

La relajación es sin duda la mejor forma de prepararte para ser madre.

Compartir:
Share